Glaucoma

El glaucoma es una enfermedad en la que se daña el nervio óptico, principalmente por elevación de la presión intraocular, es una de las principales causas de ceguera en personas mayores de 60 años de edad, la cual puede prevenirse si se detecta y se maneja oportunamente.

Existen dos principales tipos de glaucoma:

Glaucoma de ángulo abierto: Es el tipo más común, en su inicio no causa síntomas, gradualmente se produce daño en el nervio óptico y en etapas más tardías se comienza afectar el campo visual hasta producir ceguera.

Es importante realizar una valoración oftalmológica para detectar daños en el nervio óptico o cambios en la presión intraocular.

Glaucoma de ángulo cerrado: Se produce cuando la cámara anterior es muy estrecha y el iris puede bloquear la salida del humor acuoso de forma aguda, produciendo los siguientes síntomas:

  • Baja visual repentina
  • Dolor intenso en el ojo afectado
  • Dolor de cabeza
  • Nauseas, vómito
  • Ojo rojo
  • Visualización de halos alrededor de las luces

Algunos otros individuos desarrollan glaucoma de angulo cerrado crónico, en los cuales pueden presentar dolor ocasional sobre todo en lugares oscuros.

Este tipo de glaucoma puede causar ceguera si no se trata de inmediato.

Agenda tu cita